¿Puede controlarse la miopía infantil?

1 de cada 4 jóvenes españoles padece miopía, una cifra que en el caso de los más pequeños ha aumentado considerablemente en los últimos años

Miopía

El aumento de los problemas visuales, concretamente la miopía, en el sector infantil se achaca, principalmente, al uso constante de la tecnología, el exceso de uso de visión cercana a lo largo del día y la falta de luz natural.

Esta afección visual que impide enfocar correctamente los objetos de lejos, suele tener sus primeros síntomas en la infancia, no obstante, es frecuente que el defecto vaya en aumento con el paso de los años y cada vez se necesite una corrección con más dioptrías. Por este motivo, es fundamental que los niños tengan su visión controlada. Y cuando presenten los primeros síntomas sean examinados periódicamente por expertos en optometría y audiología.

Según Francisco Javier Hurtado, director médico de Clínica Rementería, “una de las grandes consultas de padres miopes cuyos hijos empiezan a sufrir los primeros síntomas, es la de preguntar por posibles soluciones para intentar que esta afección no aumente en sus hijos”.  De forma natural, la miopía aumenta con el paso de los años, al igual que el ser humano crece, el ojo aumenta y con él lo hace la miopía.

El Grado en Óptica, Optometría y Audiología de la Facultad de Farmacia de la Universidad CEU San Pablo, ha iniciado un estudio para evaluar la posibilidad de controlar el aumento de miopía con  lentes de contacto blandas. Este proyecto busca frenar el efecto de refracción en los niños con una edad aproximada de entre 8 y 14 años.

Este tipo de lentes blandas de uso diario tratan de frenar el aumento de miopía, modificando la forma del ojo por delante y controlando el aumento de su tamaño.

La investigación se realizará sobre un total de 150 niños durante dos años y pretende analizar los efectos que el uso diario de este tipo de lentes específicas producen. Retrasando el efecto de la miopía en casos en los que se han empezando a dar los primeros síntomas.

ESENCIA, la lente pensada y diseñada específicamente para pacientes con miopías en desarrollo, es un producto registrado y patentado por TIEDRA.

Síntomas significativos

Los especialistas recomiendan hacer una revisión oftalmológica a la edad de 5 o 6 años. Sin embargo, si aparecen los siguientes síntomas es necesario llevarlos a consulta cuanto antes:

-Se frota constantemente los ojos.

-Se acerca demasiado a las pantallas.

-Sus ojos no se encuentran rectos.

-Los profesores informan sobre un bajo rendimiento escolar.

-Guiña un ojo con frecuencia.

FUENTE: Ideal

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*