Cáncer infantil: La resonancia magnética en el tratamiento

En el Día Internacional del Cáncer Infantil, hablamos del uso de la resonancia magnética en el seguimiento y tratamiento de esta enfermedad

Hoy se celebra el Día Internacional del Cáncer Infantil. Más que una celebración es un día para reivindicar más esfuerzos en investigación y más apoyo a los niños y sus familias. Nosotros queremos sumarnos a este día hablando de la resonancia magnética.

En España cada año se diagnostican casi 1.600 casos de cáncer infantil. Se ha demostrado que la resonancia magnética, RM, es la mejor técnica para realizar un seguimiento y tratamiento de la enfermedad. Facilita una rigurosa información morfológica y funcional del tumor sin radiación.




Cáncer infantil

En los últimos 30 años el diagnóstico del cáncer infantil ha mejorado de manera muy destacada. En la actualidad la tasa de supervivencia se ha situado en un 80 por ciento. Pero para seguir avanzando y vencer a la enfermedad, es necesario efectuar un diagnóstico que permita un tratamiento precoz.

Es en este punto en el que la tecnología y los últimos avances en diagnóstico por imagen resultan esenciales para el éxito de los tratamientos. “Permite un diagnóstico certero, elegir el tratamiento más adecuado y poder realizar un seguimiento exhaustivo del desarrollo de la enfermedad en los pacientes”, según ha reconocido el radiólogo y director médico de Clínica Tecnológica Médica, Martín García.

Tumores pediátricos

Los tumores pediátricos más comunes son los linfomas o neuroblastomas. Aunque inicialmente son diagnosticados mediante radiología, se han buscado tecnologías alternativas que eviten anestesias y sean más cómodas. El fin es que el niño tenga una experiencia menos traumática. “Es el caso de la resonancia magnética, que se sitúa como la técnica más adecuada para clasificar el tumor puesto que aporta más detalles que otras técnicas”, señala el doctor Martín García.

La resonancia magnética ofrece información sobre la anatomía del tumor, su relación con lo que tienen alrededor y su comportamiento. Es una información fundamental para adoptar el tratamiento más adecuado en cada caso.

Ventajas de la resonancia magnética para los niños

La resonancia magnética presenta otras ventajas para el seguimiento del cáncer infantil. Es una técnica que no emite radiación a los niños que han de estar sometidos a controles periódicos. De esta forma se evita radiarles durante la infancia.

En este sentido, Martín García destaca que “un estudio realizado en EEUU ha puesto de relieve la preocupación que hay en todo el mundo por el exceso de pruebas radiológicas al que se somete la población infantil de forma innecesaria”. España no permanece ajena a esa cuestión. Precisamente con el objetivo de reducir el número de este tipo de intervenciones, hace menos de un mes, la Sociedad Española de Radiología Médica (SERAM) presentó ante el Ministerio de Sanidad cinco recomendaciones para restringir el uso de la radiación ionizante en la edad pediatra incluyendo los estudio con Tomografía Axial Computarizada (TAC).

Una buena alternativa

La posibilidad de realizar estudio de RM de todo el cuerpo, desde la cabeza hasta los dedos de los pies, en uno o más planos con una o múltiples secuencias para permitir la evaluación de enfermedades multisistémicas en un solo examen, se ha propuesto como alternativa a las exploraciones que utilizan radiación ionizante en el seguimiento de las neoplasia en edad infantil.

“La RM de cuerpo entero es particularmente útil para examinar a los niños porque no involucra la exposición a la radiación y permite un análisis completo de la extensión y estudios  de la enfermedad en una sola sesión de sedación o anestesia” reconoce el director médico de Clínica Técnológica Médica, el único centro en Almería que cuenta con la tecnología adecuada para ver imágenes de RM de cuerpos entero con plataforma de mesa deslizante.

El futuro es la resonancia magnética

El empleo de la imagen de RM en la estadificación del linfoma y otras neoplasias malignas se ha estudiado ampliamente. La RM de cuerpo entero no proporciona información funcional y no se puede usar para diferenciar la linfadenopatía benigna de la maligna. Sin embargo, las imágenes de RM de todo el cuerpo realizadas con secuencias ponderadas por difusión integradas pueden complementar o reemplazar la tomografía por emisión de positrones, que implica una exposición sustancial a la radiación.

Otras vías prometedoras para la investigación futura incluyen imágenes de RM de todo el cuerpo en 3T y la combinación de imágenes moleculares o tomografía por emisión de positrones con imágenes de RM de todo el cuerpo.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.